Este domingo 12 de septiembre, el país le brindó la posibilidad por primera vez en la historia argentina en materia de derechos humanos a las personas no binarias a ejercer su derecho al voto con su nuevo Documento Nacional de Identidad (DNI).

Una de las historias de lucha y activismo lleva el nombre de Simone Juárez, de 28 años, oriunda del partido bonaerense de Moreno. Por primera vez  en estas elecciones, emitió su derecho al voto con su nuevo Documento Nacional de Identidad (DNI) no binario, en un día que consideró "histórico" por su relevancia en cuanto al respeto de las diversas identidades de género. "Es un momento muy importante para nosotras, las no binarias del conurbano".

Elecciones inclusivas: Identidades no binarias votaron por primera vez con su nuevo DNI

Es estudiante de primer año de abogacía en la Universidad Nacional de José Clemente Paz y trabaja brindando asistencia desde el Centro Inclusivo Comunitario en el partido de Malvinas Argentinas, que asiste a más de 12 municipios del noroeste bonaerense.

"De muy chica me sentí fuera de los patrones del binarismo, pero hace muy poco pude ponerle un nombre a eso", narró a Télam en compañía de una amiga, con quien desde los 16 años comenzó a tomar hormonas.

El voto de Oliver Nash

"Voté por primera vez como Oliver en el documento", publicó el activista Oliver Nash.

Es periodista, licenciado en Comunicación Audiovisual y activista LGBTTTIQ+, Oliver Nash, publicó a través de su cuenta de Twitter que votó por primera vez como "Oliver", quien en las elecciones de 2019 había sufrido discriminación.

Tweet de nash

En las elecciones de 2019, fue él mismo quien denunció discriminación cuando a la presidenta de mesa en ese momento tuvo que validar la identidad de su DNI (hasta ese momento no lo había cambiado). 

"Voy a contarles sobre la situación incómoda. Fui a votar. Cuando le doy mi DNI (que todavía no pude modificar) y el número de lista una se pone a buscar. Me mira raro, pero sigue. La otra señora de al lado no me cree. Le explico que sí soy efectivamente yo, pero sigue sin creerme", expresó en su relato, con dejos de gran indignación.

"Ir a votar siendo trans y sin tener el DNI cambiado es absolutamente incómodo. Que 4 personas se queden observandome para ver si soy o no soy es incómodo. Pero en este momento es más incómodo que gobierne 4 años más este gobierno y nos saque derechos. Por eso fui a votar igual", manifestó hace dos años.

La sanción de la Ley de Identidad de Género sin dudas ha marcado un antes y un después en materia de derechos.