RAWSON (ADNSUR) -  Un grupo de intendentes del Partido Justicialista en Chubut, entre ellos el de Comodoro Rivadavia, Juan Pablo Luque, elevó en las últimas horas una nota a la Ministra de Educación del Chubut, Florencia Perata, en relación a la preocupación existente por la falta de continuidad de clases en la provincia. Es que además de la situación conocida por la pandemia por coronavirus, atribuyeron a ello la falta de pago de salarios que afectaron el dictado de clases.

Tal como informó ADNSUR, con el intendente Dante Bowen como anfitrión, jefes comunales justicialistas de 10 localidades debatían este jueves temas vinculados a la situación provincial, especialmente en lo relacionado a la educación y la preocupación por el posible no inicio de clases. 

La nota firmada por los intendentes sostiene que la provincia  "sufre una crisis en su sistema educativo que no tiene precedentes, con la gravedad que implica que en los cuatro años no se alcancen los días de clases estipulados actualmente". 

En este marco, explicaron que, sumado a las medidas sanitarias dispuestas durante el 2020 -que impidió la continuidad pedagógica en las aulas- también se añadieron los conflictos gremiales en educación.   

"La situación de ASPO y DISPO produjo una notoria pérdida de la continuidad de los procesos pedagógicos" y eso se sumó a la  "discontinuidad" por la falta de pago de haberes al personal de la administración pública con reiteradas medidas, plantearon en el escrito elevado al Ministerio de Educación.

Ante este panorama más que preocupante, solicitaron a la ministra de Educación que  "se inicie y mantenga alguna instancia de continuidad pedagógica para que las niñas, niños y jóvenes no pierdan el vínculo con el sistema educativo".

Para ello plantearon “solicitar al gobierno provincial, a través del Ministerio de Educación, a que tome las medidas necesarias para garantizar el derecho a la educación y el derecho al trabajo en espacios sanitarios y ediliciamente seguros, tomando los recaudos presupuestarios para llegar a protocolos que permitan la continuidad de los procesos pedagógicos e incorporar instancias presenciales de contacto con la escuela”.

Y en segundo lugar, “sostener desde nuestro municipios el compromiso con la educación pública y realizar todos los esfuerzos necesarios para el regreso a las aulas y para garantizar el derecho a la educación de nuestras niñas, niños y jóvenes”.

Entre los intendentes firmantes aparecen Juan Pablo Luque, de Comodoro Rivadavia; Sebastián Balochi, de Sarmiento; Augusto Sánchez, de Lago Puelo; Dante Bowen, de Dolavon; Pol Huisman, de El Hoyo; Miguel Gutiérrez, de Alto Río Senguer; Héctor Ingram, de Trevelin, y Silvio Boudargham, de Cholila.