COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) – El tapabocas se convirtió en un símbolo contra la pandemia por Covid, y a lo largo de estos meses son varios los monumentos o lugares emblemáticos de nuestra región a la que los vecinos han decidido colocárselos, como muestra de apoyo a la lucha que llevan adelante los trabajadores de la salud y la comunidad. 

Este martes por la mañana, en un contexto complejo por los casos de coronavirus, los vecinos de Comodoro Rivadavia pudieron ver que el monumento de Carlos Gardel emplazado en la plazoleta que lleva su nombre en el barrio 9 de julio, amaneció con un tapabocas y  un pañuelo blanco y celeste.

El monumento de Carlos Gardel en Comodoro amaneció este martes con un tapabocas  

El monumento diseñado por el artista comodorense Juan Luckiewicz, está ubicado en la calle Santiago del Estero, entre Salta y Aristóbulo del Valle. Y con un poco más de dos metros de altura es símbolo del reconocimiento al icono del tango, cantante, compositor y actor de cine, Carlos Gardel.

Algo similar ocurrió a mediados del mes de mayo, cuando dos grúas en pleno centro de Caleta Olivia llamaron la atención de los vecinos, que pudieron observar como la icónica imagen “El Gorosito” que preside la entrada de la ciudad quedaba vestida con un barbijo.

La iniciativa en aquel momento fue de un vecino, Roberto Jaime, quien manifestó que "la idea surgió porque se habla del barbijo, del lavado de manos, y por qué el Gorosito no puede también estar presente y convertirse en un símbolo y que la gente tome conciencia que se tiene que usar y cuidarnos todos".