EL BOLSÓN (ADNSUR) -   El fuego que se desató el domingo en Cuesta del Ternero , en Río Negro, avanza arrasando con todo a su paso. Tras el breve alivio por las lluvias durante la jornada del miércoles, hoy continúan los trabajos en la zona donde el fuego sigue propagándose y los brigadistas no cesan los trabajos.  El fuego imparable ya  afectó la línea de media tensión que abastece a distintas localidades rionegrinas, sin embargo, no se ha interrumpido el servicio.

El incendio que sigue avanzando, derribó 100 postes y destrozó entre 6 y 10 kilómetros de la línea de media tensión que abastece Ñorquinco y otras localidades cercanas. 

A pesar de esta grave situación,  las 500 familias de estos poblados no perdieron el servicio ya que en febrero del año pasado Edersa había instalado un generador de 450 KVA para casos de emergencia y se puso en funcionamiento ahora.

 

El gerente General de Operaciones de la distribuidora, Leonardo Iriarte,  informó al Diario Río Negro, que “el incendio provocó enormes daños, que hasta ahora son difíciles de cuantificar. Todas nuestras cuadrillas, de operarios propios y contratistas, trabajan para recuperar el servicio para los usuarios instalados cerca de la ruta 40; ya comenzamos a reemplazar postes caídos y quemados; y nos encontramos movilizando materiales de todo tipo a esa zona, y unos 10.000 litros de combustible para continuar generando energía para el servicio”.