COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Carlos Menem será recordado por su alto perfil mediático, su avance a favor de las privatizaciones y una serie de hechos que lo dejaron en el ojo de la tormenta: desde la explosión de Río Tercero, hasta la muerte de su hijo, Carlos Menem Juniors.

El ex presidente de la Nación y actual senador falleció hoy a los 90 años, luego de permanecer internado en el sanatorio Los Arcos. 

En la memoria de muchos comodorenses seguramente quedará aquel día en que visitó Comodoro Rivadavia. 

 

 

UNA CORTA PERO IMPORTANTE VISITA

Corría el año 1997 cuando Menem llegó a la ciudad. El 12 de septiembre, el entonces mandatario arribó junto a una comitiva para inaugurar el Parque Eolico Antonio Morán, promocionado como el más grande de Latinoamérica. Entre los funcionarios que lo acompañaron estuvieron el secretario General de la presidencia Alberto Kohan; el de Medios Raúl Delgado; la secretaría de Medio Ambiente María Julia Alsogaray; el titular del BHN, Pablo Rojo; y el secretario de Desarrollo Social, Eduardo Amadeo.

La visita tenía pautada una duración de poco más de cuatro horas. Sin embargo, solo se extendió por 3. El Tango 02 aterrizó a las 10:25 en el Aeropuerto General Mosconi en un amplio operativo de seguridad.

Durante su visita Menem participó de la reapertura simbólica del Club Huergo, entregó pensiones graciables, firmó convenios con municipio y provincia, y entregó llaves del Plan 84 Viviendas del Banco Hipotecario.

En ese marco, acompañado por el entonces gobernador radical Carlos Maestro y el intendente Marcelo Guinle, prometió acompañar la construcción de una refinería y desarrollo de la industria naval, asegurando no ser “un político de promesas fáciles”.
Además aseguró que volvería a la ciudad para la inauguración oficial del Club Huergo, el 13 de diciembre de ese año.


BRONCA EN TRELEW

La visita de Menem no cayó nada bien en Trelew. El presidente por ese entonces ya había visitado en tres oportunidades Puerto Madryn, también había estado en Esquel, Rawson y Cushamen.

El entonces concejal Víctor Cisterna, presidente del Bloque Justicialista de esta ciudad, cuestionó la ausencia del presidente y apuntó directamente contra el gobernador de la provincia y el intendente de esa localidad, Gustavo Di Benedetto. “Ellos son los responsables de que Trelew no haya recibido algunos de los beneficios que prometió el presidente Menem en Comodoro”, cita en su edición del día siguiente El Patagónico.

Y agrega: “Se está produciendo un desequilibrio muy grande en el desarrollo de Chubut. Hay que felicitar a la gente de Comodoro Rivadavia porque tienen un proyecto de ciudad que vienen llevando a cabo desde hace tiempo. Tiene una dirigencia política que viene trabajando en el mismo sentido y tiene un intendente que está muy preocupado por su ciudad. Lamentamos que en la ciudad de Trelew no tengamos lo mismo”.

UN MENSAJE PARA LA ALIANZA 

La visita de Menem se dio a poco tiempo de las elecciones intermedias. En su discurso el entonces presidente intentó tener un mensaje conciliador, sin embargo, también cuestionó a la alianza. Primero le dijo a Maestro, según publicó La Nación: "Menos mal que no hablamos de política. No me gusta. Hay que dejarlo al pueblo que piense y vote. Nosotros no tenemos que pensar en las futuras elecciones sino en las futuras generaciones, que es lo que nos interesa para devolverle a esta querida patria la grandeza de otros tiempos".

Y luego en diálogo con la prensa elogió al gobernador por "gobernar una provincia que no tiene alianzas" y por la administración de los recursos. En sentido, descartó un incremento en los fondos que la Nación destinaba a Chubut por coparticipación, tal como había reclamado esa semana el ministro de Economía provincial, Ismael Retuerto.
Menem en su paso por la ciudad dejó pendiente un almuerzo que tenía agendado con políticos, vecinalistas y autoridades militares locales en la IX Brigada Aérea. Y a pesar de haber prometido volver para la inauguración oficial del Club Huergo, nunca lo hizo. Esa fue su única visita a la ciudad petrolera.