EL BOLSÓN (ADNSUR) - Un grupo de 15 encapuchados, pertenecientes a la comunidad mapuche,  ocupó este viernes al mediodía la parroquia Nuestra Señora de Luján en el centro de El Bolsón. Allí golpearon a un sacerdote y retuvieron a un párroco en el interior del establecimiento durante una hora.

El Bolsón: tras tomar una iglesia, golpear al cura y realizar pintadas, el grupo de mapuches escapó

Pasadas las 13.30 horas lo liberaron, y según relató fue, él decidió quedarse en el lugar "para dialogar" con los ocupantes que, lograron escapar por la puerta principal pese a la gran cantidad de policías. "Entraron dos señoras que pidieron el baño y detrás de ellas, un grupo de encapuchados que me atacaron. Por suerte, pude salir corriendo", dijo nervioso el sacerdote Ricardo Citadini, cuando logró escapar del lugar, al canal TN.

Personas que permanecían afuera de la parroquia aseguraron que los manifestantes reclaman por el posible desalojo de la comunidad Lof Lafken Winkul Mapu, ya que en algunos minutos, se llevará a cabo la audiencia de impugnación planteada por la defensa por el predio del Obispado de San Isidro.

Jorge Peixoto, superior del convento, dijo al diario Río Negro que "Dos personas solicitaron el baño, se generó un altercado y se les pidió que se retiraran. Ahí entraron otros, hubo empujones, palabras de más y tomaron el templo".

Una vez que los ocupantes abandonaron el lugar, la comunidad de la parroquia detectó un amontonamiento de bancos y pintadas en todos los crucifijos y santos. "Querían forzarnos a una mediación con el obispo de San Isidro por la propiedad de Mascardi. Hubo una comunicación con él. Dijo que iba a retirar la denuncia pero que no iba a dialogar telefónicamente hasta que no se retiraran", reconoció Peixoto.

Desde la Jefatura de la Policía se dispuso el traslado de un grupo del Cuerpo de Operaciones Especiales y Rescate (COER) a la localidad. Mientras que el intendente de El Bolsón, Bruno Pogliano, reconoció estar "muy preocupado por esta situación que encabezó un grupo autodenominado mapuche. Estamos preocupados por la forma violenta del reclamo. Esto ha sobrepasado cualquier límite".

Pogliano recordó que han registrado una ocupación del municipio tiempo atrás pero "lo que sucede ahora con las ocupaciones y con reclamos cada vez más violentos no había sucedido jamás". y cuestionó duramente al Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI): "No los contiene y no veo una actitud pacificadora".