BARILOCHE (ADNSUR) -  Dos efectivos policiales de la Comisaría 28 de la coudad de Bariloche asistieron un parto en una casa de la calle 2 de Agosto al 1.100. Luego de cortar el cordón umbilical y asistir a la madre y al recién nacido, coordinaron su derivación al hospital zonal.

La sargento Mirtha Carrasco y la cabo Virginia Sandoval realizaban recorridas de prevención por el sur de la ciudad, cuando un hombre interceptó el patrullero para advertir que su pareja estaba en trabajo de parto.

Las policías ingresaron a la casa, donde asistieron a una joven de 25 años hasta que nació Giovani Martín. Sin dudarlo, las empleadas esterilizaron una tijera y procedieron a cortar el cordón umbilical, mientras aguardaban el arribo de una ambulancia del hospital.

Los médicos reconocieron la tarea de las policías ya que madre e hijo se encontraban en perfecto estado de salud, indicó el Diario Río Negro.