La Cámara de Comercio informó que hubo "pequeñas alzas en gastronomía y joyería" y que se notó la baja en materia de indumentaria, regalería y electrodomésticos. 

COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR/Escuchá el audio) – En el marco de las ventas por el Día de la Madre, el presidente de la Cámara de Comercio de Comodoro Rivadavia, Alexis Tögel, informó en Actualidad 2.0 que “la tendencia es a la baja respecto del año pasado” y aclaró que hubo “pequeñas alzas en gastronomía y joyería”.

Día de la Madre: bajaron las ventas en Comodoro respecto a 2017

Por el Día de la Madre, Tögel indicó que en las ventas “la tendencia es a la baja respecto del año pasado, con excepción de gastronomía y joyería que tuvo un pequeño salto positivo. Pero el ticket promedio baja porque se buscan regalos no tan onerosos. En indumentaria, regalería y electrodomésticos, hubo una baja importante en relación a cantidad de productos”.

“Cuando hay menos dinero circulante como hoy en día, baja la capacidad del poder adquisitivo y para eso no hay muchas opciones. Generalmente se busca optimizar y tener estrategias con priorizar la venta y restringir el margen de ganancias pero no  hay muchas alternativas para un incremento muy positivo porque depende de una variable que no se puede manejar”, indicó.

https://twitter.com/EleYrrazabal/status/1054412513662648320

Y agregó que “no hay relación directa donde se pueda trabajar, pero la capacitación y búsqueda de optimización es lo que hace sostener a las empresas en épocas de crisis”. Además, sostuvo que “una de las cosas fundamentales es poder trabajar con las ventas informales ya que tiene menores costos y puede competir en precios. Es un primer paso para trabajar en conjunto con el municipio”.

“No hay muchas alternativas que tengan que ver con incrementar el consumo real. En lo que tiene que ver con la declaración de la emergencia, hay que evaluar los casos y ver cómo impacta. Hoy no hay un avance concreto pero hablamos sobre el tema de habilitaciones y clausuras”, indicó.

VENTA INFORMAL

En cuanto a la venta informal, Tögel resaltó que “cuando hay un beneficio para el comercio que busca registrarse, podría haber más inscriptos. Pero la presión tributaria de las pymes son muy altas y eso hace que el que quiera anotarse no quiera”.

“No estamos en contra de que la gente pueda trabajar, sino de que haya caminos para que puedan aportar ese dinero que luego de se distribuye en toda la ciudad. La idea es ver cómo se pueden incorporar porque hay mecanismos para llevarlo adelante”.