CALAMUCHITA (ADNSUR) - Luego de que el gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, anunciara este jueves su rechazo a las restricciones de circulación nocturna impulsadas por el Gobierno nacional mientras crecen los casos de covid-19, se difundieron preocupantes imágenes del balneario Puchuqui de Santa Rosa de Calamuchita, repleto de jóvenes que no portaban tapabocas ni cumplían con el distanciamiento social correspondiente. 

Sin acatar ninguna recomendación sanitaria, la multitud de jóvenes se desplegó por toda la playa cordobesa, mientras el Gobierno nacional analizaba junto a todos los gobernadores del país qué medidas tomar ante el aumento de casos de coronavirus. 

“Inicialmente, muchos jóvenes se concentraron en la plaza El Remanso, tras una convocatoria como si fuera la apertura del verano. Luego fueron al balneario y ahí estuvimos tratando de proponer el distanciamiento social”, explicó el comisario Mario Rodríguez, subjefe de la Unidad Departamental Calamuchita, en diálogo con El Doce. 

Por su parte, el intendente de Santa Rosa de Calamuchita, Claudio Chavero, aseguró que "los jóvenes se congregaron en una playa tradicional y el municipio fue desbordado por la cantidad de gente", que no respetó el distanciamiento social.

En diálogo con radio Mitre, el intendente detalló que "la Policía acordonó la zona, sacó a los jóvenes, pero ellos se metieron al medio del río haciendo caso omiso. En este momento estamos vallando los sectores y disuadiéndolos para que se vayan a 4 o 5 playas distintas, para evitar el amontonamiento que hubo ayer".

"Ese amontonamiento está prohibido (...). Hoy hemos vallado, vamos a dividirlos en grupos y ver de qué manera podemos hacer entender que no puede volver a ocurrir lo de ayer", remarcó. 

Según el informe epidemiológico del hospital regional Eva Perón de Santa Rosa de Calamuchita, desde el jueves 31 de diciembre al miércoles 6 de enero se reportaron 38 nuevos casos locales en la zona de influencia. Durante el mismo período, se registraron 14 casos positivos de personas provenientes de diversas localidades. El 25 de diciembre había 16 casos activos y esa cifra se triplicó en 12 días.

Este comportamiento sin cuidados se repitió en otros lugares de Córdoba, entre ellos los balnearios de Mayú Sumaj. 

Fuente: Página 12