RÍO GALLEGOS - Un grupo de vecinos del barrio San Benito denunció la decapitación de un perro que estaba dentro de un patio. Las fotografías, que circularon por redes sociales, se viralizaron rápidamente y motivaron la intervención del movil del áre de Bienestar Animal Municipal, que este miércoles llegó al domicilio.

A través de grupos mascoteros y protectores de derechos de los animales, los ciudadanos denunciaron la espantosa escena: el cuerpo de un perro se encontraba junto a la reja, en el interior del patio, y a algunos centímetros de él, sobre la vereda, se hallaba su cabeza.

El vecino que tomo la fotografía contó que pasó con su auto y desde el vehículo descubrió esa espantosa postal. Aseguró que no había nadie en la vivienda en ese momento, ya que tocó reiteradamente la bocina sin que nadie asomara, reseña El Nuevo Día.