BUENOS AIRES (ADNSUR)- El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires informó que ninguno de los 404 pasajeros del Buquebús en el que viajó Luca Singerman, el joven de 21 años que viajó con coronavirus, tiene síntomas de la enfermedad y que la mayoría de las personas continuarán aisladas en sus casas.

A cada uno de ellos se le realizó una evaluación individual que incluyó el cuadro clínico y la recreación de la historia epidemiológica. Con estos estudios comprobaron que ninguno de presenta síntomas de coronavirus.

Solo 30 de esas personas permanecerán aislados en el Hotel Panamericano de Capital Federal, por el motivo de que viajaron cerca del joven contagiado y, en otros casos, porque viven fuera de Buenos Aires o son extranjeros, y debido al aislamiento sanitario preventivo no pueden volver a sus casas.

Por su parte, Luca Singerman será demandado por el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires por 700 mil dólares. Las autoridades porteñas aseguraron al juez Luis Rodríguez, a cargo de la causa, que el monto es el equivalente al costo de la operación que debieron llevar a cabo.