La "viuda negra de Kioto", una mujer que había sido encarcelada por envenenar a tres de sus ex parejas para heredar sus fortunas, fue condenada este miércoles a pena de muerte por la Justicia de Japón.

La condena fue confirmada por el Tribuna Supremo del país asiático, luego de rechazar un pedido de pericia psiquiátrica solicitado por la defensa de la asesina de 74 años, a partir del cual se alegaba que la mujer sufría demencia y no comprendía el proceso judicial que estaba atravesando.

En base al tribunal nipón sus crímenes, cometidos entre 2007 y 2013, fueron premeditados y crueles.

"Cometió crímenes similares cuatro veces en unos seis años, ignorando flagrantemente vidas humanas", expuso la jueza Yuko Miyazaki en base a reportes de la agencia Jiji.

Kaheki, entonces, fue encontrada culpable del asesinato de marido Isao, de 75 años, y de sus parejas posteriores Masanori Honda (71) y Minoru Hioki (75). Además, se supo que intentó quitar la vida a un conocido llamado Toshiaki Suehiro (79).

En todos los casos, cabe destacar, su maniobra fue a través del cianuro.

Según las conclusiones del fallo, Kaheki había preparado con anterioridad los documentos notariales de sus parejas inscribiéndose como heredera de sus bienes, para luego envenenar a través de sus bebidas "para la salud" a sus víctimas.

La japonesa fue arrestada en noviembre de 2014 acusada del primer asesinato, realizado contra el mencionado Isao.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!