El gobierno nacional anunció este lunes la puesta en marcha del programa Registradas, a través del cual se hará cargo del 50% del sueldo de las empleadas domésticas de aquellas personas que cumplan los requisitos fundamentales para la adhesión.

El objetivo del plan, se explicó, es reducir la informalidad, garantizar el acceso y permanencia a un empleo registrado e incentivar la bancarización, y por ese motivo el mismo estará abierto hasta el próximo 31 de diciembre.

La trabajadora deberá ser inscrita en la AFIP pagando los aportes y contribuciones correspondientes, para luego realizarse de manera automática la apertura de una cuenta sueldo gratuita en el banco Nación, donde el Estado le transferirá entre el 30% y 50% de su salario.

El porcentaje abonado por el Estado dependerá de los ingresos brutos del empleador. Para aquellos con ingresos menores a $122.500, el porcentaje del sueldo que pagará el Estado será del 50%, mientras que el ingreso sea de entre $122.500 y $175.000, el pago será del 30% , según el convenio colectivo del sector.

Este abono estatal, cabe destacar, dura 6 meses y solamente se podrá registrar a una trabajadora, estando el empleador obligado a mantenerla en su puesto laboral los 4 meses siguientes a la finalización del programa.

Según se explicó, sólo podrán calificar para el mismo aquellas trabajadoras que cumplan más de 12 horas semanales, y realicen tareas enmarcadas dentro de las categorías “Personal para tareas específicas”, “Caseros y caseras”, “Asistencia y cuidado de personas” o “Personal para tareas generales”.

Cabe destacar que el programa Registradas es compatible con otros beneficios sociales como la Asignación Universal por Hijo, Asignación Universal por Embarazo, Tarjeta Alimentar, Progresar, Potenciar Trabajo y otros.