PUERTO MADRYN (ADNSUR) - Playa Pardelas (en Península Valdés) fue cerrada con una tranquera ante el avance del médano que dificulta el paso. El propietario del campo en donde se encuentra, Alejandro Ferro, dijo que la naturaleza "hizo lo que no hace el hombre: regular el acceso". Explicó que el descontrol y la mugre generada por los usuarios provocaron un importante "impacto ambiental" y esa playa "se ha transformado en “un baño público”.

Cerraron una playa con una tranquera: "es un baño público"

"Necesitamos solucionar el control de gente y de la basura que generaban los usuarios. Hay que ver el daño ambiental después de 6 0 7 años en donde se desbordó Pardelas", dijo en declaraciones a LU17.

"Ese camino se abrió hace años para utilizarlo por amantes del lugar que la mugre que generaban se la llevaban, no como el último tiempo en donde hubo un descontrol", expresó y dijo que estos lugares tienen "una capacidad de carga y en el verano hay 2 mil personas".

Ferro contó que trabajan con Turismo provincial para ordenar e implementar un plan de manejo.