Según datos publicados este jueves por el Instituto Nacion al de Estadísticas y Censos (INDEC), en el primer semestre del año, el 40,6% de las personas que viven en Argentina -y el 31,2% de los hogares- se encontraban bajo la línea de la pobreza: un 10,7% de los argentinos son indigentes, y un 29,9% se mantienen sobre esa línea, pero de todas maneras no alcanzan a cubrir la canasta básica total.

La región con mayor incidencia de la pobreza en el 1° semestre 2021 fue el Noreste (45,4%), y la de menor, la Patagonia (34,4%)

En la región patagónica, el 34.4% de las personas no puede acceder a la canasta básica total, que es la que marca la línea de pobreza. Esto quiere decir que un tercio de la población patagónica es pobre. Además, el 5,9% ni siquiera alcanza a cubrir la canasta básica alimentaria, cayendo así bajo la línea de la indigencia.

En el conglomerado Comodoro-Rada Tilly, el 18,7% de los hogares son pobres, un 23,9% de las personas, en tanto que la indigencia golpea a el 2,8% de los hogares, un 2,9% de las personas.

En Chubut, el conglomerado en situación más crítica es Rawson-Trelew, con un 26,2% de los hogares y el 35,3% de sus habitantes en la pobreza, y 4,1% de hogares y 5,5% de personas en la indigencia.

La primer columna indica hogares bajo la línea de pobreza, la segunda personas bajo la línea de pobreza, la tercera hogares bajo la línea de indigencia y la cuarta personas bajo la línea de indigencia.
La primer columna indica hogares bajo la línea de pobreza, la segunda personas bajo la línea de pobreza, la tercera hogares bajo la línea de indigencia y la cuarta personas bajo la línea de indigencia.

En el 1° semestre 2021, la pobreza fue de 54,3% entre menores de 15 años; de 48,5% en personas de 15 a 29; de 36,3% en las de 30 a 64; y de 13,8% en mayores de 65.

Tweet de INDEC Argentina