LONDRES - Este lunes a la tarde, la situación del primer ministro británico empeoró y, por consejo de su equipo médico, fue pasado a la unidad de cuidados intensivos", señaló un comunicado del gobierno. El primer ministro había trabajado desde su casa desde que fuera diagnosticado el 27 de marzo pasado.

La última vez que se le vio en público fue el jueves, aplaudiendo a los trabajadores de la salud desde su residencia en Downing Street.

El viernes, Johnson publicó un un video en Twitter en el que dijo que aún presentaba síntomas menores de la enfermedad, detalló la BBC. Este mismo lunes señaló también en Twitter que aunque seguía teniendo síntomas se encontraba de buen ánimo y en contacto con su equipo de gobierno.

Johnson solicitó al ministro de Relaciones Exteriores, Dominic Raab, que asuma de forma interina la jefatura del gobierno británico.