ESQUEL -  Este lunes 29 de marzo cuatro personas que viajaban hacia Esquel fueron demoradas por romper los vidrios del cuartel de Bomberos de Carrenleufú.

Desde la Federación Chubutense de Bomberos Voluntarios repudiaron el ataque vandálico a un edificio brinda un servicio tan esencial a toda la zona.

Los cuatro hombres que fueron identificados y demorados recuperaron su libertad el mismo lunes, por la noche, según indicó EQSNotas.

Fueron vecinos de la zonas quienes advirtieron la situación y dieron el alerta a las autoridades. Más tarde, policía y Gendarmería pudieron detenerlos en la ruta camino a Esquel.

"Instamos a las autoridades judiciales y de fuerzas de seguridad a que el caso se resuelva con la mayor celeridad posible y que los autores del hecho cumplan con la condena que se les imponga para tranquilidad del personal bomberil tanto como de la comunidad", expresaron desde la Comisión Directiva de la Federación, solidarizándose con la dirigencia y cuerpo activo de esta joven institución.