El diputado justicialista y ex intendente de Esquel, Rafael Williams, vivió momentos de alto voltaje esta mañana frente a su domicilio de Esquel, cuando un grupo de manifestantes antimineros que pegaban carteles en contra de la minería en las rejas de su casa se enfrentaron a él cuando intentaba quitarlos.

El legislador, que estaba junto a su esposa Elba Willhuber, arrancó los carteles mientras gritaba “en mi casa no”, y planteó a los manifestantes que no se iba a Buenos Aires ni tampoco iba a votar a favor de la zonificación minera.

El hecho quedó grabado en un video que difundieron los mismos manifestantes, en el que -tras ser increpado y recibir agresiones verbales- el diputado incluso llega a desafiar a uno a ir a las trompadas. El veterano dirigente y cuatro veces intendente, remarcó que no se escapaba a Buenos Aires y se quedaba como siempre en su ciudad.

En determinado momento, ante la insistente recriminación de que estaba haciendo lo posible por aprobar el proyecto del gobierno, les gritó: “lo voy a terminar aprobando así me dejar de romper las pelotas”. Y les planteó que vayan a manifestar a otro lado, pero no a su casa, porque siempre había votado en contra.

El hecho alteró de manera notoria el ánimo del diputado, visiblemente exaltado, quien recibió muchas muestras de apoyo y repudio a los manifestantes por parte de dirigentes del arco político provincial.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!