Después del mediodía, el Servicio Meteorológico Nacional cambió el nivel de alerta que regía sobre Comodoro y Rada Tilly desde el viernes, bajándolo de naranja a amarillo y señalando que las ráfagas máximas pronosticadas ya no son de 124 km/h -como indicaban más temprano- sino que rondarán los 90km/h.

Si bien también se trata de vientos fuertes, luego del temporal que azotó la zona en las últimas horas -con rachas de hasta 144 km/h- hablar de una intensidad que puede medirse en solo dos cifras parece casi un alivio para los vecinos. 

Asimismo, brinda condiciones más "amigables" para que se puedan seguir ejecutando las tareas de reparación de los daños ocasionados por el viento en distintos barrios y propiedades, y reanudación de los servicios interrumpidos por la caída de postes y el corte de líneas eléctricas.

Para el domingo, el ente oficial del clima indica que se registrarán vientos de hasta unos 40 km/h, con ráfagas rondando los 70km/h.