Un apagón mundial podría impactar sobre la tierra en los próximos tiempos, según alertaron en las últimas semanas expertos de todo el mundo.

Se trata de una falla energética a gran escala, la cual, en el peor de los escenarios, podría extenderse durante varios días y afectar a una importante cantidad de países.

La primer nación en alertar sobre el tema había sido Austria, que en voz de su ministra de Defensa, Klaudia Tanner, aseguró que el problema “no es si habrá un gran apagón, sino cuándo”, ante lo cual recomendó a su población prepararse para la ocasión.

“En Austria ya dan por hecho el gran apagón en unos cinco años. Ellos ya se están adelantando y haciendo saber a la gente que esto va a pasar", aseguraron al respecto los expertos Iker Jiménez y Carmen Porter en el programa televisivo español Horizonte.

Y agregaron: "Han hecho eventos de cómo deberían actuar las ambulancias o los cuerpos de seguridad. Se apagarán los semáforos, los ordenadores, los cajeros automáticos, los teléfonos o internet. ¿Y qué pasa con las máquinas de oxígeno?”.

En ese sentido, en diálogo con NIUS el investigador Antonio Turiel destacó que "cuando se habla del gran apagón, hay un riesgo real", y que "es posible que se produzca una descompensación muy grande a gran escala, a nivel europeo y que todo colapse".

"Los últimos años, cada vez que hay una descompensación, se utilizan sistemas eléctricos de centrales grandes que puedan entrar y salir de manera fácil, es decir, las centrales térmicas”, concluyó previo a destacar que la principal preocupación radica en la falta de reservas de gas de varios países europeos.

“Ahora estamos justos de gas y el precio está subiendo, nos estamos quedando sin una herramienta importante para la compensación”, cerró.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!