Dicha resolución de la Administración Federal de Ingresos Públicos, establece que están obligados a presentar las Declaraciones Juradas Informativas, aquellos quienes tengan en el año 2020 una remuneración bruta total superior a $2.500.000.

Así lo aclararon desde la Secretaría Administrativa que conduce Carlos Díaz, y bajo la supervisión del Secretario Adjunto, Luis Villegas.

En tal sentido, se menciona que si en el Formulario 1.357 no se supera ese monto en remuneración total, no resulta obligatorio que los trabajadores afiliados hagan la presentación, salvo que paguen Bienes Personales, para lo cual sí deberán iniciar el trámite de rigor, publica hoy la Secretaría de Acta, Prensa y Propaganda que conduce David Klappenbach.