Camioneros bloquearán a partir del lunes los puertos de Chubut, en una medida definida a raíz del conflicto que tuvo inicio cuando las plantas de tratamiento de residuos y efluentes presentaron el Procedimiento Preventivo de Crisis (PPCE) ante el Ministerio de Trabajo, en el marco del incumplimiento a la ley ambiental por parte de la industria pesquera. 

La decisión de bloquear los puertos provinciales había sido anticipada la semana pasada por el Secretario General del Sindicato de Camioneros de Chubut, Jorge Taboada, quien había advertido que se "podrían tomar medidas de acción directa paralizado los puertos de la provincia, por incesante volcado ilegal contaminante de los efluentes y residuos sólidos de las compañías pesqueras, lo que provoca la falta de trabajo y actividad en las plantas de tratamiento de residuos". 

"Veo con bajas expectativas de solución al conflicto en las audiencias de conciliación surgidas por por la notificación de la empresa Landfarming (dedicada al tratamiento de residuos) que suspendio a todo el personal, previo al despido", agregó el dirigente gramial en declaraciones gremiales acerca de la disputa que afecta a 30 trabajadores en forma directa y 45 en forma indirecta.

"Este problema no afecta solamente a esta empresa, sino que son muchas empresas ubicadas en Trelew, Rawson, Madryn, Comodoro Rivadavia y Puerto Deseado,  las que están casi sin actividad", agregó.

Por otro lado, Taboada responsabilizó por el conflicto al estado provincial, al señalar que "a través de su Secretaria de Medio Ambiente  que conduce el Sr. Micheloud es el gran regulador, y Arcioni, el Gobernador, es el máximo responsable porque es la provincia la responsable de fiscalizar y hacer cumplir la normativa respecto a la disposición de los residuos".

Además, luego de señalar a las empresas que considera responsables de la contaminación, el Secretario General del gremio comparó la situación de ley ambiental de la Argentina con la del resto de los países del mundo.

"Nosotros vamos actuar y no solo por la defensa de los puestos de trabajo de nuestros compañeros, sino también en defensa se nuestra costa. Acá se están cometiendo delitos federales. Acá vivimos nosotros y criamos nuestros hijo y no podemos llevarlos al mar porque las empresas tienen que ahorrar el dinero del tratamiento de sus residuos", concluyó.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!