Emprender un viaje con hijos pequeños es una real aventura -o una total odiesa- para muchos padres. El viaje en sí puede resultar una experiencia estresante para los niños, que reaccionan de la única manera que pueden y su comportamiento se suele tornar bastante impredecible, y variar entre pasa casi desapercibidos a desatar toda su energía con diversas actividades dentro de la aeronave. 

Esta situación se vuelve especialmente molesta cuando los niños son ajenos. Aunque muchas personas no quieran admitirlo, si se les diera la opción de no sentarse junto a un niño en un vuelo, muchos la tomarían sin dudarlo. Para ser brutalmente honestos, incluso algunos padres preferirían no viajar con sus propios hijos. 

Para brindar una solución a esos pasajeros, ahora una línea aérea japonesa ofrece a los clientes la posibilidad de comprobar si hay niños alrededor del asiento que están pensando elegir.

Como muchos viajeros saben, la mayoría de las compañías aéreas muestra en sus portales de ventas de pasajes un mapa del avión para que el pasajero elija el lugar donde se sentará. Este sistema suele mostrar los asientos ya ocupados y los que tienen espacio adicional para estirar las piernas, entre otros.

Pero ahora, Japan Airlines agregó otro ícono para mostrarle a los pasajeros qué asientos serán ocupados por niños menores de dos años. De este modo, quienes quieran hacerlo podrán ir a sentarse tan lejos como sea humanamente posible dentro de la cabina.

Desde su sitio web, Japan Airlines explica el asunto: “Los pasajeros que viajen con niños de entre ocho días y dos años que seleccionen sus lugares en el sitio web de Japan Airlines verán un ícono de niño en sus asientos en la pantalla de selección espacios. Esto informa a los demás pasajeros que es posible que haya un niño sentado allí”.