RAWSON (ADNSUR)- Este jueves, referentes y trabajadoras de jardines privados y maternales se manifestaron en distintas localidades de Chubut – en el marco de una jornada de protesta nacional- donde pedían además de apoyo económico, la posibilidad de avanzar en un protocolo para el inicio de clases en los establecimientos.

La actividad en los jardines privados también se encuentra suspendida desde comienzos de marzo, cuando se dictó la cuarentena por la pandemia de coronavirus. Y respecto al reclamo del reinicio, el ministro de Salud de Chubut, Fabián Puratich, aclaró que “las clases de ningún tipo ni nivel están habilitadas en ninguna parte del país”.

Asimismo, destacó que "no se trata  de un capricho, esto hay que tenerlo en claro”, y explicó que  cualquier actividad implica no solo el cuidado  dentro de las aulas “a los chicos los trasladan los padres, luego están en contacto con los abuelos y  puede haber una cadena de contagio y eso hace que los sistemas sanitarios exploten, es lo que pasó en Europa”, lamentó.

En conferencia de prensa desde Rawson, Puratich dijo que se tiene en cuenta la situación económica que atraviesan los jardines privados, pero manifestó que “la salud nos tiene que importar y vemos la experiencia en lugares donde esto se habilitó”. Y comparó la situación epidemiológica con lo sucedido en Jujuy, donde se habilitaron todas las actividades ante la ausencia de casos, y en una semana superó los 1000 casos y 23 muertos en un día.

“Seamos responsables, sabemos la situación económica y social, sabemos todo pero de la muerte es lo único de lo que no se vuelve. Si no lo entendemos podemos tener consecuencias muy graves”, afirmó.