Tras las pintadas con las que apareció la sede vecinal del barrio 9 de Julio de Comodoro Rivadavia en contra del tráiler de castraciones, Juan Roa, del área de Veterinaria de la Municipalidad, indicó que desconocen "el tema del reclamo porque nosotros entregamos todos los animales ese día, en perfectas condiciones, no hubo ningún reclamo formal y nadie se acercó".

Con letras negras y aerosol, una mujer pintó la puerta y las paredes de la vecinal. La autora fue grabada por un vecino, por lo que ya se radicó la denuncia y buscan identificarla.

"La verdad que nos hemos sorprendido, tuvimos un episodio desagradable hoy por la mañana, los veterinarios comienzan a trabajar a las 8 de la mañana, en el municipio estamos haciendo cirugías diarias, tenemos un cupo de 150 cirugías diarias, por lo cual, se sacan los turnos a través de la turnera digital, que implementamos hace 30 días atrás, la verdad que se está trabajando muy bien y nos sorprendió esta situación", precisó Roa.

Sostuvo que la situación fue una sorpresa para el equipo e indicó que ante algún "problema en una cirugía, no es para tomar estas medidas que son vandálicas". No obstante, el funcionario municipal aseguró que "no ha sucedido absolutamente nada, nosotros no hemos tenido ninguna denuncia formal ni conocimiento de que haya fallecido algún animal o que haya tenido algún problema".

En ese sentido pidió que en caso de algún reclamo o problema, la gente debe acercarse "al lugar de la cirugía y nosotros tomamos el reclamo en forma urgente".

"Nos sorprendió esta situación de vandalismo y de agresividad hacia un servicio público que ha mejorado considerablemente en dos meses, pasamos de tener 40, 50 cirugías diarias a 150. Se han implementado todo un sistema nuevo de castraciones, no hemos tenido inconvenientes en estos dos meses de trabajo con esta cantidad de cirugías", aseguró.

Roa manifestó que "dejamos totalmente descartado que haya habido un problema, lo desconocemos, y si hubo, que se presente la persona. Hasta ahora ningún inconveniente".

Además aclaró que "somos seis veterinarios trabajando, son 18 personas dentro de las vecinales, que nos han brindado el espacio, y este acto de vandalismo afecta al vecinalismo que no tiene la culpa".

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!