BUENOS AIRES - “La pandemia no se ha disipado”, advirtió el presidente Alberto Fernández desde la Residencia de Olivos, en el marco de un acto de puesta en marcha de las primeras 30 obras públicas de 2021.

Asimismo, volvió a apelar a la responsabilidad social y apuntó cuáles son los efectos de una merma en la curva epidemiológica si la ciudadanía no retoma las medidas de cuidado ante el avance del coronavirus: “Tenemos un verdadero desafío como sociedad si no queremos volver atrás y dar este paso hacia adelante. Lo que más necesitamos es que todos tengamos responsabilidad social: cuidarnos nosotros para cuidar al que tengo al lado. Si esto no pasa, el riesgo de que todo vuelva a paralizarse existe y nadie quiere que eso pase en la Argentina”.

El presidente Alberto Fernández pidió hoy a "todos los argentinos y en especial a los más jóvenes" que "adviertan el riesgo que se está corriendo" y "entiendan que son vectores de transmisión del contagio" de coronavirus, aunque no sean los que más padecen la enfermedad, al encabezar un acto en la residencia de Olivos.

"Apelo una vez más a esa responsabilidad social de todos y todas porque el problema persiste, se mantiene y nadie está exento de contagiarse", afirmó el primer mandatario. 

En cuanto a los jóvenes, agregó que "todos los datos indican que es allí donde tenemos el mayor problema". Manifestó que "no advierten el riesgo y que necesariamente deben advertirlo, no solamente por ellos sino porque tienen que entender que son vectores de transmisión del contagio”.

Lo hizo al encabezar, desde la Residencia de Olivos, el acto de puesta en marcha de las primeras 30 obras públicas de 2021, que demandarán una inversión de 13.552 millones de pesos en 39 municipios de 16 provincias.

Añadió que “tal vez los jóvenes no sean los que más padecen la enfermedad a la hora de enfermarse, pero son personas necesarias para contagiar a adultos mayores que definitivamente, cuando se contagian, no la suelen pasar bien, la suelen pasar muy mal”.

Fernández apeló, una vez más, “a esa responsabilidad social de todos y de todas para que entendamos que el problema persiste, se mantiene, que nadie está exento de contagiarse y que debemos guardar todas las normas de protocolo necesarias para que no se expanda la enfermedad del modo que lamentablemente estamos viendo que se expande”.

Sobre la reactivación de la obra pública, señaló también que “estamos haciendo esto en un escenario muy complejo porque la pandemia todavía no se ha disipado. Ahí tenemos un verdadero desafío como sociedad. Si en verdad no queremos volver atrás y queremos dar este paso hacia adelante para ponernos de pie, lo que más necesitamos es que todos tengamos responsabilidad social”.


Finalmente, el Presidente explicó que “responsabilidad social quiere decir cuidarnos nosotros para de ese modo cuidar al que tengo al lado. Porque si esto no pasa el riesgo de que todo vuelva a paralizarse existe y nadie quiere en la Argentina que eso pase”.