COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Los controles médicos sin fundamentales a lo largo de la infancia, y comienzan incluso antes del nacimiento. En esta entrevista de ADNSUR, el Dr. Guillermo Colobraro, cardiólogo infantil, explica cómo detectar cardiopatías en los niños, niñas y adolescentes.

"El rol del cardiólogo infantil es preponderante, hay cardiopatías congénitas que se detectan en el embarazo", explica, enfatizando que "se recomienda una visita al año, pero sino una a los 6 años cuando comienzan la escuela y otra en la adolescencia (a los 13 ó14 años) porque se pueden desarrollar otras enfermedades"

En relación al regreso a clases en este contexto de pandemia, Colobraro sostuvo que "los niños que tienen hipertensión arterial controladas, cardiopatías simples y fueron operados del corazón con éxito, pueden asistir" a la escuela.

"La Sociedad Argentina de Pediatría esta armando un documento, haciendo hincapié en la importancia de asistir a la escuela de forma presencial", señaló, y remarcó que "la presencialidad escolar es la norma, la virtualidad es la excepción". 

"El corazón nace sano, con el tiempo se enferma. Los cardiólogos infantiles tratamos pacientes que en el futuro van a ser adultos con problemas cardíacos", dijo.

Mencionó que los chicos atraviesan situación de estrés cuando sufren "bullying, los problemas de pareja que tienen en sus familias, como otras situaciones", y recordó que "la obesidad es una enfermedad que agrava a los pacientes, porque hay una situación familiar que se debe afrontar en conjunto".