COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Lucas Fernández, otorrinonaringólogo de Comodoro, se refirió al post covid y aseguró que "todos los días" recibe consultas de "dos o tres pacientes" en la ciudad desde hace semanas por la pérdida del gusto y el olfato.

Explicó que "tenemos entre 20 y 30 millones de células arriba de la nariz que llevan la información del olfato al cerebro", las cuales son atacados por el COVID19 y no permiten que los aromas lleguen.

Detalló que "el olfato tiene una relación directa con las emociones, por eso genera mucha angustía. La gente tiene mucha razón para estar alterada; es muy feo".

Dijo que el daño está "en la nariz y no en el cerebro. El 88% de las personas pierde el olfato cuando tiene covid; entre el 40 y el 60% lo recupera en una semana y y el restante en un mes, pero el 20% no lo recupera, que es un número muy alto; es mucha gente", expresó el profesional y precisó que en Comodoro, de 10 mil personas que padecieron coronavirus "2 mil siguieron sin olfato al mes". 

"Tenemos mucho smotivos para perder el olfato como alergias, cuestiones tóxicas por determinados trabajos, pero nunca, al menos en mis años de otorrino había visto una patología que afecte tan puntualmente el gusto y el olfato", especificó. 

"Hay un porcentaje mucho más alto en adolescentes y jóvenes" de pérdida de olfato y gusto.  

 

¿Por qué perdemos el gusto y el olfato cuando tenemos Covid19?

TRATAMIENTO 

Manifestó que la mejor terapia es "entrenar el olfato; por eso lo recomendado es que las personas seleccionen productos con olor fuerte, por ejemplo; limón, anís, vinagre, alcohol, menta, flores y durante 10 segundos lo huelan, eventualmente con una imagen adelante. El consejo es que pongan cuatro o cinco frasquitos lo huelan por 10 segundos mirando la imagen de eso. Esto tienen que hacerlo dos veces al día", indicó. 


En cuanto a las terapias, dijo que "son de tres meses en adelante. Son células que quedaron sin funcionamiento y de a poco hay que empezar a entrenarlas".

Quienes no recuperan el olfato luego de un mes de tener COVID, es recomendable que realicen una consulta con un otorrinonaringolo, porque es necesario "descartar que el paciente tenga otras enfermedades de base que pueden convertirse en algo crónico como: rinitis, rinitis o poliposis", detalló Fernández. 

"La gente que tiene COVID19 y pierde el olfato come más, porque tiene la necesidad de sentir lo que no le da el olfato. El olfato es el encargado junto con la lengua de llevar la información al cerebro y generar sensaciones; por eso es tan importante", explicó.