No es novedad que el conflicto bélico que tiene a Rusia como protagonista impacta en el precio internacional de varios commodities, entre ellos el petróleo, cuyo valor ya supera holgadamente los 100 dólares. Una de las consecuencias de este “efecto mariposa” es que, a causa de las medidas económicas que en Argentina buscan frenar el traslado de esta suba al precio de la nafta en los surtidores y el aumento de la inflación, hay provincias que deben hacer un sacrificio y dejan de recaudar el dinero que les correspondería en concepto de regalías por la explotación de su principal recurso natural.

Por estas horas, el trabajo en los ministerios chubutenses de Economía y de Hidrocarburos es incesante, debido a que el gobernador Mariano Arcioni encargó a Oscar Antonena y a Martín Cerdá un trabajo muy importante para encarar esta misma semana un planteo de fondo al gobierno nacional.

La idea es que se pueda llevar un cálculo en números concretos –trabajo de Economía- de cuánto se pierde de recaudar Chubut a causa de la brecha cada vez mayor entre el precio internacional del crudo y el precio al que deben vender las operadoras a las refinadoras en el mercado interno.

Y a la vez, que desde Hidrocarburos se elabore una propuesta técnica de a cuánto debería elevarse el precio de referencia interno. Tal como ya explicó en ADNSUR el analista Raúl Figueroa –principal referente en esta materia a nivel periodístico- la brecha entre el precio internacional del crudo y el que se paga en el mercado interno era mínima hace un año atrás, pero ya en enero fue del 21 % (sumando el 70 % de la producción que se destina a mercado interno y el 30 % que se dirige al mercado externo).

A pedido de Arcioni, y ya con el acompañamiento del gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, la idea es que, desde la Ofephi, se encare este planteo en primer lugar al jefe de gabinete, Juan Manzur, y a partir de allí, se establezca una agenda de reuniones especialmente con el Ministerio de Economía que conduce Martín Guzmán, para evaluar el impacto y estudiar medidas paliativas.

Martín Cerdá y Oscar Antonena, ministros de Hidrocarburos y de Economía en Chubut.
Martín Cerdá y Oscar Antonena, ministros de Hidrocarburos y de Economía en Chubut.

Las opciones que se barajan son varias: la principal es elevar el tope del precio interno, al menos a 80 dólares el barril (parece difícil por el impacto en la inflación). Si la respuesta es negativa, se pedirá -en base al cálculo monetario del perjuicio-, buscar paliativos a través de mayores inversiones en obra pública o a través de Aportes del Tesoro Nacional, que consiste en un aporte discrecional de fondos monetarios de la Nación hacia los estados provinciales, ya que son subsidios no reembolsables.

IMPACTO

De acuerdo a datos aportados por el Ministerio de Economía a ADNSUR, según el cálculo del área de Rentas, en el período que va de marzo de 2021 a febrero de 2022, la provincia dejó de percibir $ 2.054 millones en concepto de regalías, a causa de la brecha entre el precio internacional y la liquidación local.

Pero este dato se va a multiplicar de manera exponencial en los meses que vienen, porque aquí figuran las declaraciones juradas de las operadoras que se hacen a mes vencido, es decir, que incluyen hasta febrero. Si se tiene en cuenta que el conflicto bélico en Europa comenzó en los últimos días de febrero, y que el precio del barril se disparó en marzo hasta llegar a los U$S 121, es fácil inferir que esa brecha será aún mayor, es decir, el perjuicio para las arcas chubutenses será más importante todavía.   

Con este informe de Economía, más el escenario que planteará Hidrocarburos en conjunto con Neuquén, el gobernador Mariano Arcioni junto a su par Omar Gutiérrez y posiblemente otros colegas como Arabela Carreras de Río Negro, pedirán una reunión con la Casa Rosada.

Previamente, se aprovechará el contexto de la XIII Expo Oil & Gas que comienza esta semana en el predio de la Sociedad Rural en Buenos Aires, donde Chubut asistirá con un importante stand. Seguramente ese será el ámbito de encuentro para coordinar un plan de acción entre los gobernadores de las provincias productoras, que quizás pueda llevarse a todo el ámbito de la Ofephi.

La Expo Argentina Oil & Gas será un lugar de encuentro para gobernadores y empresarios esta semana.
La Expo Argentina Oil & Gas será un lugar de encuentro para gobernadores y empresarios esta semana.

ARGUMENTOS

Los gobernadores deben preparase para una ardua negociación, que seguramente seguirá con varias batallas que se librarán en el ámbito del Ministerio de Economía de la Nación. Muy probablemente el ministro Guzmán no quiera ceder, en medio del achique de gastos que se está acordando con el FMI y el peligro de una hiperinflación.

Y como argumento para negar este reconocimiento a las provincias, es probable que Nación recurra a un fundamento que muy bien explicó Raúl Figueroa en su nota del pasado domingo: que las provincias productoras han sido sostenidas por el gobierno nacional en épocas en que el precio internacional del barril cayó estrepitosamente, especialmente durante la pandemia.

Los dirigentes petroleros José Lludgar y Jorge Ávila junto al presidente Alberto Fernández en Comodoro. El gobierno tomó medidas para sostener la actividad durante la pandemia.
Los dirigentes petroleros José Lludgar y Jorge Ávila junto al presidente Alberto Fernández en Comodoro. El gobierno tomó medidas para sostener la actividad durante la pandemia.

En aquel entonces, cuando la paralización fue total y el precio del barril cayó a precios jamás vistos, fue necesario aplicar una medida que fijara precios internos más altos, para poder sostener la actividad en el país y evitar la pérdida de puestos de trabajo en las cuencas productivas, instrumento que se aplicó algo tardíamente y duró unos pocos meses, tal como explicó Figueroa.

Luego de un tiempo en que la brecha fue mínima, y en el que la asistencia de Nación fue importante, volvió a hacerse notoria en mayo de 2021 la brecha en perjuicio de nuestra provincia, cuando se congelaron los combustibles y la diferencia se elevó a 12 dólares en junio, manteniéndose desde ese punto entre 10 y 12 dólares en los meses siguientes.

La brecha entre el precio interno y el internacional volvió a ampliarse en enero de este año, hasta los 18 dólares por barril, cuando el Brent superó los 86 dólares. De ahí el cálculo de Economía que llega hasta los 2 mil millones anuales. Un dato a tener en cuenta es que el petróleo Escalante de nuestras cuencas, más pesado que el Medanito neuquino, se destina en un 70 % a mercado interno y un 30 % al externo, donde la actividad sufre un 8 % de retenciones.

Más allá de algunos momentos parciales en los que se tomaron medidas para proteger los ingresos provinciales, hay que decir que a lo largo del tiempo la cuenta da más en contra que a favor. La conclusión es que siempre Chubut (y en este caso Neuquén es aún más perjudicada porque destina mucho mayor volumen al mercado interno) destina al resto del país mucho más de lo que recibe. Hay argumentos sólidos para demostrarlo. El resultado dependerá de la cintura de nuestros representantes, y es probable que haya más posibilidades de éxito si toda la dirigencia política de la provincia se une en el mismo reclamo.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!