CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) - El Senado de la Nación decidió este jueves declarar, por 180 días, "zona de desastre y de emergencia económica, social y productiva" a los departamentos de Cushamen y de Bariloche, en las provincias de Chubut y Río Negro, luego de los incendios que sacudieron la Patagonia en el último mes.

La decisión fue tomada en el marco de un proyecto de ley impulsado en la Cámara Alta, y establece que el Poder Ejecutivo Nacional destinará al lugar "una partida especial para la asistencia de las personas y la reconstrucción de las economías afectadas".

En adición, el Gobierno deberá incrementar los fondos destinados a la cobertura de planes sociales para los habitantes de la zona durante el periodo de declaración de la emergencia, así como también adoptar medidas que tiendan a preservar y restablecer las condiciones de vida de sus habitantes.

Por otro lado, el proyecto contempla la toma de diferentes medidas relacionadas a la recuperación de la biodiversidad en la zona, el empleo y la producción.

"Más del cuarenta por ciento de los siniestros se dieron en esta comarca (...) los culpables fueron el cambio climático u otras medidas que no se toman a tiempo”, señaló al respecto el chubutense del Partido Justicialista Alfredo Luenzo, y sumó: “La destrucción es tal que el Ejecutivo debe tener las herramientas necesarias”.

Por su parte Juan Carlos Romero, del peronismo federal salteño, decidió abstenerse de votar la medida dado que considera que “no se están atacando las causas, sino las consecuencias”.

“Ni Río Negro ni Chubut tienen el control de su territorio y el gobierno nacional está haciendo una tolerancia enorme en no aplicar la ley sobre esos violentos que se dicen mapuches”, afirmó tras pedir “un capítulo que hable sobre la seguridad porque estos incendios fueron causados intencionalmente”.

"Lo que se vivió y se vive es una verdadera tragedia. No se está hablando de bosques nativos, sino de las viviendas de más de trescientas familias”, concluyó desde Juntos por el Cambio la presidenta de la Comisión de Ambiente y Desarrollo Sustentable, Gladys González.