Podríamos decir, sin temor a equivocarnos, que estamos ante una de las elecciones menos convocantes de la historia: hay un contexto sanitario inédito producto de una pandemia mundial, que obligó a postergar la fecha de votación para que se pudiera avanzar con el plan de vacunación; y para colmo, hubo una campaña electoral muy pobre que no logró entusiasmar a la gente. Con semejante previa, existe la sensación de que hoy, en la celebración de las PASO, podría vivirse un alto nivel de ausentismo y las encuestas coinciden en resaltar el elevado porcentaje de indecisos que van a definir su voto a último momento.

Si esta predicción de apatía general se llegara a cumplir, mucho habrán tenido que ver las pobres propuestas de campaña de cada uno de los espacios políticos, algo que ya hemos analizado desde esta columna. Es cierto que las elecciones de medio término suelen entusiasmar menos a los votantes que aquellas en las que se definen cargos ejecutivos en la nación, la provincia y los municipios. Pero si a esto se le suma una previa marcada por las consignas vacías, los slogans marketineros y la chicana permanente sobre las culpas del pasado, se entiende que a la gente no le interese una pelea que le resulta ajena y que siente que no le modifica la vida.

De todos modos, hay que decir que el ciudadano cometería un error si desaprovecha la oportunidad de enviar hoy un mensaje a través de su voto. Quizás, a modo de incentivo, podamos marcar un aspecto que le agregue más condimento a la elección: hoy no sólo se eligen los candidatos que habrá en noviembre en la pelea para llegar a la Cámara Alta y a la Cámara Baja; también comienza a definirse quiénes serán algunos de los nombres que van a competir dentro de dos años por el poder en Chubut.

Quien salga mejor parado de este examen de las PASO y luego de la elección general de noviembre, va a quedar mejor posicionado para competir en 2023. Los resultados que comenzarán a conocerse esta noche quizás permitan empezar a saber quiénes tienen mayor aval de la sociedad para suceder al actual gobierno chubutense. Aunque a algunos les parezca aún apresurado, la lógica de la voracidad política marca que esto es así, y generalmente se cumple.

Das Neves, Arcioni y Menna: los tres fueron candidatos a gobernador después de buenos resultados en elecciones legislativas.
Das Neves, Arcioni y Menna: los tres fueron candidatos a gobernador después de buenos resultados en elecciones legislativas.

Pongamos dos ejemplos recientes, para explicar de lo que hablamos: en las elecciones de medio término de 2013, cuando se renovaban dos bancas para diputados nacionales, el triunfo holgado de Mario Das Neves fue su trampolín para volver a presentarse a un tercer mandato como gobernador dos años después.

Las siguientes elecciones legislativas de 2017, tuvieron como ganadores a Mariano Arcioni y a Gustavo Menna, que fueron electos como diputados encabezando las boletas de Chusoto y de Cambiemos. Precisamente estos dos nombres fueron los candidatos a gobernador de esos espacios dos años después.

No es el momento de hacer nombres propios en medio de la veda, sino de marcar el tono de esta elección. Sin apuntar a protagonistas en concreto –algunos de ellos están en las listas y otros son actores claves detrás, en el armado y en la estrategia-, es importante destacar que el resultado de hoy podría impulsar o sepultar aspiraciones para 2023, sea para llegar a Fontana 50 como para pelear en algunos de sus municipios.

En determinadas fuerzas políticas hay internas, porque los egos y las ambiciones individuales impidieron la unidad. Ante estas diferencias, que son más de nombres que de ideologías, es probable que esta disputa 2021 termine marcando quién está más legitimado dentro de esos espacios para dar la pelea dentro de dos años. Siempre fue así, y ésta no será la excepción.

LAS FUERZAS QUE COMPITEN

Aclarado el panorama anterior de lo que está en juego en estas elecciones primarias, podemos meternos en el repaso de quiénes se presentan como precandidatos, las 9 listas que el elector va a encontrar hoy en el cuarto oscuro. Sin opinión, sólo con datos orientativos, que puedan servir como herramienta a la hora de tomar una decisión, en base a los antecedentes de cada figura.

Lo primero que hay que aclarar es que estamos hablando de cinco fuerzas políticas en total, dos de ellas con una única lista –Chubut Somos Todos y el Pich-, y las tres restantes con internas: el Frente de Todos con dos listas, Juntos por el Cambio con tres propuestas, y el Frente de Izquierda con dos boletas.

Se debe marcar que, de las 9 listas en total, sólo quedarían 5 en el mejor de los casos (ya que se debe superar el piso del 1,5 % de los votos válidos totales) para el mes de noviembre. Hoy se elige quiénes llegan a la final, se determina quiénes son los vencedores de cada una de las internas, y especialmente, con el resultado final se va a generar una expectativa respecto a los mejor posicionados para polarizar el voto en la general.

Se da la particularidad de que las tres fuerzas que van a internas son espacios que se circunscriben en una pertenencia a nivel nacional, mientras que los dos espacios que van con boleta única son partidos de índole estrictamente chubutense. Y aquí el primer interrogante: ¿el votante se dejará llevar por los discursos que discuten temas federales, la famosa “grieta” con posicionamientos a favor o en contra de la Casa Rosada, o tendrá una mirada más centrada en lo local?

Exponentes de la grieta: Alberto y Cristina, Macri y Rodríguez Larreta. ¿Se puede escapar a la lógica nacional?
Exponentes de la grieta: Alberto y Cristina, Macri y Rodríguez Larreta. ¿Se puede escapar a la lógica nacional?

Chubut Primero y el Pich tienen un mensaje que busca apoyarse en la identidad chubutense, mientras que la izquierda, el justicialismo y Cambiemos, si bien no pierden de vista lo local, están circunscriptos a una propuesta enrolada en consignas que trascienden a Chubut. Así lo demostraron las listas del PJ, la UCR y el PRO que recurrieron al apoyo de figuras de renombre nacional.

Este dato no es menor, si se tiene en cuenta que los legisladores, tanto de la Cámara Alta como de la Baja, terminarán luego integrando bloques políticos en el Congreso. Dicho esto, pasemos a hacer una descripción de los nombres de quiénes son las caras visibles de cada una de las propuestas en nuestra provincia, que podrán conocerse con más detalle en otra de nuestras notas de esta edición especial.

EL PERFIL DE CADA LISTA: CAMBIEMOS

La interna más concurrida es la de Juntos por el Cambio, en la que hay tres ofertas. Está la lista del oficialismo radical –“Juntos por el Futuro”-, que cuenta con aval de la UCR local y nacional, tal como lo muestra el apoyo recibido en los últimos días. La encabeza en senadores el actual intendente de Esquel en su segundo mandato, Sergio Ongarato, acompañado por la ex diputada y actual presidenta del radicalismo, Jaqueline Caminoa. En diputados, la lista propone para la reelección por un nuevo período al actual diputado Gustavo Menna, acompañado por la abogada madrynense Cecilia Basualdo. En los cargos suplentes, hay figuras de otras fuerzas, como el titular del Polo Social, Oscar Petersen, y el desarrollista Luis López Salaberry.

Ongarato, Caminoa, Basualdo y Menna, precandidatos de Juntos por el Futuro.
Ongarato, Caminoa, Basualdo y Menna, precandidatos de Juntos por el Futuro.

Dentro de esa interna de Juntos por el Cambio, hay otra lista que es “Juntos por Chubut”, encabezada por figuras del PRO –recibió el respaldo de dirigentes como Horacio Rodríguez Larreta y Patricia Bullrich-, acompañados por apellidos que tienen militancia en el radicalismo. En senadores la encabeza el presidente del PRO en Chubut y actual diputado nacional, Ignacio Torres, y en diputados, la encabeza la concejala comodorense del PRO, Ana Clara Romero. Los acompañan, en senadores, la militante radical de Trelew, Edith Terenzi, y en diputados, el referente radical de Puerto Madryn, Claudio Cabrera.

La Lista de Nacho Torres y Ana Romero fue apoyada por figuras como Rodríguez Larreta y Bullrich.
La Lista de Nacho Torres y Ana Romero fue apoyada por figuras como Rodríguez Larreta y Bullrich.

La tercera de las listas en Cambiemos es “Abrí los ojos Chubut”, con una impronta radical más pura, sin caras de otros partidos. Tiene como principal figura encabezando Senadores al ex senador y ex presidente de la UCR, Mario Cimadevilla, acompañado por Silvia Griselda Azocar, vocal del comité provincial, oriunda de El Hoyo. En la categoría diputados, encabeza el ex concejal comodorense por el radicalismo, Pablo Martínez, acompañado por la ex ministra de Educación de los gobiernos radicales, Graciela Albertella.

Pablo Martínez y Mario Cimadevilla encabezan la lista de "Abrí los ojos Chubut".
Pablo Martínez y Mario Cimadevilla encabezan la lista de "Abrí los ojos Chubut".

EL JUSTICIALISMO Y LA IZQUIERDA

En el caso del Frente de Todos, la lista oficialista, con figuras del PJ y apoyo del gobierno nacional, se llama “Movimiento de Integración Chubutense”. En senadores, encabeza el presidente del peronismo local y ex intendente de Comodoro Rivadavia, Carlos Linares, acompañado por la ex diputada provincial, y ex ministra de Comercio Exterior, la trelewense Florencia Papaiani. En diputados, la concejala madrynense del sastrismo, Eugenia Alianello, y el referente cordillerano, Rafael De Bernardi.

Los candidatos de la lista del Movimiento de Integración Chubutense, dentro del Frente de Todos.
Los candidatos de la lista del Movimiento de Integración Chubutense, dentro del Frente de Todos.

Se enfrenta en ese espacio con una lista del peronismo disidente, armada desde el Frente de Mujeres Justicialistas. En senadores, la cabeza de lista es la abogada trelewense de la ONG Puerta Violeta, Lorena Elisaincin, junto al trevelinense Alexis Ganga. En diputados, encabeza la primera candidata trans de la historia provincial, la comodorense Daniela Andrade, junto al trabajador del SOMU de Puerto Madryn, José Sánchez.

Referentes del Frente de Mujeres del PJ. En el centro, las precandidatas Andrade y Elisaincin.
Referentes del Frente de Mujeres del PJ. En el centro, las precandidatas Andrade y Elisaincin.

La otra interna es dentro del Frente de Izquierda: por un lado, la propuesta del Partido Obrero, que cuenta con el apoyo de figuras nacionales como Nicolás Del Caño y Myriam Bregman, lleva en senadores a los hermanos de Puerto Madryn, Gloria Sáez y Martín Sáez; y en diputados, a la cordillerana Daniela Gordiola, dirigente del Polo Obrero en la Comarca Andina, junto al obrero metalúrgico Federico Navarro.

Gloria Sáez y Daniela Gordiola encabezan las listas del Partido Obrero, Unidad de la Izquierda.
Gloria Sáez y Daniela Gordiola encabezan las listas del Partido Obrero, Unidad de la Izquierda.

Se enfrenta a la lista del MST, encabezada en Senadores por el docente cordillerano Maximiliano Masquijo junto a Omayra Rocha, artesana, militante feminista y socioambiental cordillerana, integrante de la Asamblea del No a la Mina de Trevelin. Mientras que para la de diputados nacionales, los precandidatos son Emilse Saavedra, joven dirigente feminista de Comodoro Rivadavia, junto a César Antillanca, militante social de Trelew.

Maximiliano Masquijo y Emilse Saavedra encabezan las listas del MST en la interna del Frente de Izquierda.
Maximiliano Masquijo y Emilse Saavedra encabezan las listas del MST en la interna del Frente de Izquierda.

LISTAS UNICAS: CHUSOTO Y PICH

Como dijimos previamente, sólo dos fuerzas políticas llevan lista única sin internas, y ambas son partidos de carácter provincial. Uno es el Chusoto, bajo la sigla Chubut Primero, que lleva una lista identificada con el gobierno de Mariano Arcioni. En senadores, la encabeza el actual ministro de Seguridad, Federico Massoni, y lo acompaña la actual diputada nacional Rosa Muñoz. En Diputados, el candidato es el ministro de Salud, Fabián Puratich, junto a la Subsecretaria de Información Pública, Vanesa Abril.  

Los ministros Fabián Puratich y Federico Massoni encabezan las listas de Diputados y Senadores de Chubut Primero.
Los ministros Fabián Puratich y Federico Massoni encabezan las listas de Diputados y Senadores de Chubut Primero.

En el caso del Pich, la lista tiene como principal candidato en senadores a César Treffinger, emprendedor privado de Comodoro Rivadavia, un extrapartidario que está armando su propio partido. Lo acompaña en esa categoría la actual presidenta del Pich, la abogada comodorense Andrea Toro. En Diputados nacionales, encabeza la abogada comodorense Maira Frías, junto al madrynense Antonio Rubia.

Los precandidatos de la lista del Pich para estas PASO en Chubut.
Los precandidatos de la lista del Pich para estas PASO en Chubut.

En estos casos, más allá de no tener competencia interna, hay que aclarar un dato que marca la ley: para llegar a las elecciones de noviembre, cada fuerza política debe superar un piso mínimo, que es el 1,5 % de los votos válidamente emitidos. Esto quiere decir que si este domingo llegaran a emitir su voto –a modo de ejemplo ilustrativo- unos 300 mil chubutenses, para participar el 14 de noviembre se necesitarían al menos 4.500 votos.

EXPECTATIVA

Por más que se perciba un desinterés general de la ciudadanía, hay una enorme expectativa por conocer el resultado de estas PASO, la primera de las dos elecciones que habrá este año. Las alternativas giran en torno a 72 nombres, 36 hombres y 36 mujeres, entre precandidatos titulares y suplentes. La mirada estará puesta en tres aspectos: quiénes quedan efectivamente como candidatos, por superar el piso mínimo y ser triunfadores de sus respectivas internas; cuáles son las listas más votadas de manera individual; y cuál es la fuerza más con más votos en general.

Lo que habitualmente ocurre desde que está vigente el sistema de las PASO, es que estas primarias son tomadas como una especie de primera vuelta, que convierte al segundo turno electoral en una especie de “ballotage”. Las dos listas con mayor cantidad de votos suelen polarizar en la general, y terminan eclipsando al resto de las ofertas, porque la gente suele recurrir a lo que se llama el “voto útil”. Por eso, el resultado de este domingo termina siendo vital para lo que está por venir.

Salvo que haya mucha paridad entre primero, segundo y tercero -que dejaría un final abierto-, en general la experiencia marca lo que dijimos en el párrafo anterior, respecto a la polarización. Hay que recordar que cuando se vote en noviembre, la elección a senador se definirá con dos bancas al partido más votado y una banca al segundo; mientras que en diputados, las dos bancas se reparten por sistema D´Hondt.

La última palabra la tendrán, a partir de las 8 y hasta las 18, los más de 448 mil chubutenses habilitados a emitir su voto. Debería ser nuevamente una fiesta de la democracia poder elegir a nuestros representantes en el Congreso. Y si casi nadie los ubica siquiera de nombre ni de cara, y no les despiertan interés, al menos debería quedar claro que lo que se vote hoy, puede empezar a marcar el futuro de la provincia para dentro de dos años.