BUENOS AIRES (ADNSUR) - Andrés viaja desde Berazategui todos los días hasta La Plata para hacer lo que más disfruta frente a la Catedral: cortar el pelo. Allí, los platenses que transitan por la zona hacen la fila para lucir sus novedosos looks, que se asemejan a los que utilizan los futbolistas.

Con una silla, delantal, tijeras y la afeitadora eléctrica, el peluquero de Berazategui es la sensación de los platenses que transitan por la emblemática plaza, frente a la Catedral. Todos los días, pasado el mediodía, allí se ubica con su silla y espera que los clientes se sienten unos tras otros para cambiar sus looks.

Al quedarse sin empleo, Andrés pensó en hacer lo que le genera más satisfacción: ser peluquero. A pesar de contar con una gran formación, no le fue fácil. Tras recorrer muchos salones de belleza y barberías, el joven de 30 años no bajó los brazos y decidió empezar a cortar el pelo en las plazas de La Plata, detalló el sitio 0221. 

"Yo había estudiado barbería porque tenía la necesidad de hacer algo que me llenara. Cuando me echaron el trabajo en lo primero que pensé fue en dedicarme a esto. Fui a muchos lugares y no había caso; decían que no daba la talla. Un día tuve la idea de ir a Plaza Malvinas y ahí me empezó a preguntar la gente", contó. 

Contó que se destaca por sobre el resto por un corte moderno, que pocos saben hacer: "Los clientes que lo prueban ven que cambian su imagen y muchas cosas, creo que por eso vienen cada vez más. Me está ayudando mucho el boca en boca", detalló el peluquero. 

 

 


Con los cortes que realiza a diario le alcanza para comprar comida y pagar las cuentas. Cobra $100 (un corte en peluquería ronda los $350) y es muy completo porque los clientes pueden realizarse un perfilado de ceja, sombreado y un diseño original. "Todo lo que pueda hacer con las máquinas, tijeras y navajas. Creo que lo vale", destacó el joven.

 

Andrés decidió ubicarse en Plaza Italia para luego instalarse en Plaza Moreno y, de esta forma, seguir haciendo lo que más le gusta. "Esto también lo hago para ayudar a la gente lo más que puedo; hablo mucho cada vez que corto el pelo y los incentivo a que hagan lo que más quieran o tengan ganas. Se trata de ayudar", contó. 

"Mi empresa se llama ¿Querés verte mejor? Con esa publicidad arranque y ahí empezaron a llamarme. Corto en casa también pero mi idea es juntar la mayor cantidad de dinero posible para alquilar un local que este bien iluminado. También tengo que agradecerle a la gente que se porta bien conmigo”, subrayó el peluquero.